Abogado Mediación en Málaga

abogado-derecho-de-familia-en-malagaAbogados Campos y Fernández-Palacios pone a su disposición en Málaga un servicio especializado de mediación en asuntos civiles y mercantiles, como forma alternativa de resolución de conflictos de forma extrajudicial. La Mediación y el Arbitraje son las herramientas más poderosas hoy en día para resolver conflictos de carácter comercial o contractual de una manera más eficiente, más rápida más definitiva y, en el caso de la mediación civil y mercantil, infinitamente más económica, que el tradicional recurso a los tribunales.

Esta vía abre a las partes un control directo sobre el conflicto y el proceso, buscando una negociación cooperativa que promueva una solución en la que ambas partes implicadas ganen u obtengan un beneficio. Del mismo modo actuamos como árbitros tantos en los arbitrajes de derecho o de equidad o asumimos la defensa dentro del mismo.

Mediación

La mediación es un método para resolver conflictos. En este escenario hay un conflicto, dos (o más) partes, y un tercero cuya tarea no es decidir ni ofrecer una solución sino facilitar la comunicación y el proceso de negociación entre las partes con el fin de que estas lleguen a un acuerdo satisfactorio para ambas.

Es, por tanto un método para agilizar la negociación entre las partes y no un proceso litigioso. Sus características más significativas son:

a) Control por las partes: son las partes las que controlan el procedimiento de mediación, hasta tal punto que si una no está cómoda de cómo se estructura, o como se está desarrollando, puede terminar la mediación sin consecuencias.

b) Designación: son las partes las que designan o aceptan el mediador, si bien al no tener este capacidad decisoria alguna (a diferencia de jueces y árbitros), su elección es menos controvertida que en el arbitraje.

c) Rapidez: la mediación está diseñada para resolver el conflicto muy rápidamente, generalmente en unas pocas sesiones.

d) Ejecutabilidad: un acuerdo entre las partes alcanzado en una mediación tendrá acción ejecutiva si se eleva a escritura pública, si bien en la práctica, al ser acuerdos alcanzados voluntariamente, el grado de cumplimiento voluntario es mucho mayor.

e) Costes: al ser un procedimiento tan rápido, los costes de una mediación en comparación con un juicio o arbitraje son mucho menores.

f) No impide el recurso al arbitraje o pleito: la iniciación de una mediación no implica que no se pueda recurrir al arbitraje o pleito si no se llega a un acuerdo. Finalizada la mediación sin acuerdo, las partes son libres de tomar las acciones que consideren pertinentes en la mejor defensa de sus derechos.

g) Secreto profesional: es de destacar que la norma otorga naturaleza de secreto profesional a la labor del mediador, que tiene por objeto proteger toda la información que las partes decidan impartir al mediador durante la mediación.

Si necesita ayuda o asesoramiento le recomendamos que contacte con nuestros abogados especialistas, asesores jurídicos en Mediación, llamando al 952 229 618 o complete el siguiente formulario.

Nombre

e-mail

Teléfono

Mensaje

He leido y acepto los términos de uso